La Capital, a través de su cuerpo de inspectores de Gestión Urbana  y de Tránsito y Transporte procedió a la clausura de un local dedicado a la venta de descartables para heladerías, de calle Moreno, debido que el conductor  del camión  proveniente de otra provincia rompió el precinto de su cabina mientras realizaba la descarga de productos, lo que no está permitido debido a que se considera que es un vehículo en tránsito por la ciudad.

Además agravándose  la infracción teniendo en cuenta que se encontraba fuera del horario para realizar esta tarea y estacionado en doble fila  de la acera izquierda.

La Municipalidad recuerda que cada actividad comercial permitida en el contexto de la cuarentena debe ajustarse al protocolo que tiene como principal objetivo disminuir los riesgos de contagios del Covid – 19.

Luis diaria

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: